Categorías
Consejos

El consumo de proteinas

306-carne.jpg

La proteína sirve para construir y mantener
en buen estado a todos los músculos del cuerpo, además de las
paredes de las venas y arterias y membranas de
los órganos. Mucha gente consume polvos de proteína aislada
para alcanzar los requerimientos de su entrenamiento.

Pero, ¿qué ocurre cuando se consume proteína en exceso? Para
empezar, se estresa en demasía a los riñones, y un exceso muy
grande de consumo proteico durante un período muy largo de tiempo puede llegar a
dañar estos órganos de manera permanente.

Por otro lado, toda la proteína que se consuma en exceso
será derivada al hígado, donde ésta será convertida en azúcares
para su consumo como fuente de energía. Parte de ella será
convertida en glucógeno, y luego utilizada como combustible, y el resto será
convertida en grasa y almacenada como
reserva.

Mucha gente no se percata de que la proteína en exceso
siguen siendo calorías en exceso, y cuando se consumen más
calorías de lo necesario, esto provoca un aumento de peso.

Si, por el contrario, no se consume la cantidad necesaria de proteínas, el
músculo verá limitado su crecimiento.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *