Categorías
Consejos

El hielo y las lesiones

Hielo para las lesiones

Es muy común oír que el hielo es bueno para curar las lesiones, principalmente cuando hablamos de golpes, esguinces o demás lesiones que producen inflamaciones, ya sea en las articulaciones como en el tejido muscular.

El hielo es un poderoso vasoconstrictor, lo que lo convierte en un muy buen remedio para eliminar las inflamaciones, que pueden causar mucho dolor en ciertos casos.

Esta propiedad del hielo hace que la circulación sanguínea disminuya, lo que sirve como anestésico a la vez que antiinflamatorio, por lo que si nos lesionamos lo que hay que hacer es hacer una compresa con hielo y elevar el miembro afectado de ser posible, para disminuir aun mas la circulación sanguínea.

El modo de aplicación es muy sencillo y solo tiene que aplicar hielo durante no menos de 10 minutos y luego dejar que la zona descanse removiendo la compresa durante otros 10 minutos. Igualmente hay que recordar que el hielo no debe estar en contacto directo con la piel ya que puede causar quemaduras por el frio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *